FemiRockers: un proyecto impulsado por y para tod@s

Hace unas semanas pudimos reunirnos para hablar con la impulsora de FemiRockers, un proyecto colaborativo feminista que pretende visibilizar la importancia y la presencia de la mujer en el mundo de la música. Ella nos contó sus experiencias y la necesidad de crear espacios de concienciación en los festivales, además de la esencia femenina tan carente en este tipo de eventos.

¿A qué se debe el nombre de FemiRockers? ¿Por qué decidisteis formarlo? 

Pues a ver el proyecto ya empezó y el nombre fue lo último, para visibilizar el proyecto. Femirockers por una parte es por la intención feminista del proyecto. Y por la otra por el contexto rock del festival Viña Rock. No sé, tenía gancho y fue FemiRockers.

¿Quién lo compone?

El proyecto es mío, la idea y el proyecto. Pero al final se ha convertido en un proyecto colaborativo, tiene muchas madres, surgió de una red de asambleas feministas y un montón de colectivos que apuestan por la música femenina. Aquí los tenéis – nos muestra el panfleto del proyecto- está territorio de nabos, mujeres y música, revistas feministas… ha sido un proyecto que ha ido sumando.

¿Cómo se consigue mover a tantos colectivos?

Pues con mucho curro. A ver, la historia es que yo tenía la idea en la cabeza y cuando te gusta el mundo de los festivales  ves ciertas cosas. Te das cuenta de que la participación femenina en los festivales es nula  y, por otra parte  me daba cuenta de que no me podía mover en un festival como mis amigos (hombres), a ver, voy a explicarme. Si yo quiero comprarme algo dentro del recinto, pues claro que puedo ir sola. Si quiero ir a un concierto que me gusta a mi sola, pues claro que me puedo ir. Pero , en algunas ocasiones , tenía que aguantar cosas que mis amigos, no tenían que aguantar. El típico pesado que te invade, el típico tocamiento de ¡ay lo siento! Y yo comentaba esto con mis amigos, y lo veían normal, es algo que está normalizado. En un festival grande de 200.000 personas  las masas diluyen la responsabilidad de estos comportamientos pero este tipo de agresiones se siguen dando … si esto se invisibiliza, se sigue legitimando y reproduciendo. FemiRockers surge de eso, es una reivindicación de, por una parte, presencia femenina en los festivales y por, el otro, reivindicar los derechos que tenemos las festivaleras. Lo vi posible este año fui consciente de que en Castilla-La Mancha hay asambleas feministas.

¿Hay iniciativas similares a FemiRockers en el resto de España?

Si, está mujeres y música, territorio de nabos… hay movimiento en este aspecto. Y también tengo que decir que esta serie de colectivos musicales tienen una corriente que viene del Riot Grrrl, que era un movimiento de grupos femeninos y mixtos que hacían música pero con visión feminista …la importancia de este movimiento estuvo en romper con esa visión hegemónica masculina en las letras y música de la escena. Y empezaron a tratar temas  como violaciones, cosificación de la mujer, violencia hacia la comunidad negra… Todos estos colectivos y su gestión cultural vienen de esto.

¿Tenéis algún tipo de ayuda económica?

Todo esto lo hicimos gracias a las donaciones que la gente nos aporta. Ahora mismo no estamos constituidas como asociación.

Empezasteis para concienciar en el Festival ViñaRock, ¿Tenéis pensado en expandiros a otros festivales?

Si, es más, en el festival Steppas In Tha Guetto vamos a estar. Una de sus organizadoras quiere darle una perspectiva más feminista este año. Vamos a hablar sobre la presencia de la mujer, vamos a dar charlas, hablar de la Campaña Brazaletes morados también.

¿Qué significa FemiRockers para ti?

Significa empoderamiento de la mujer dentro de la cultura, significa justicia cultural con las mujeres, significa visualización de las creaciones en femenino, significa espacio para las mujeres, igualdad… significa mucho.

A 15 días de celebrarse el Viña Rock la organización del Festival echó para atrás vuestra iniciativa alegando “pérdida de confianza” en la organización feminista como “consecuencia de las reiteradas faltas de respeto sufridas en las últimas semanas y por ende la pérdida de confianza respecto al proyecto planteado”. ¿Qué puedes contarnos de esto?

Os puedo contar lo que pasó -risas- Os voy a contar el por qué hicimos una página de Facebook. Viñarock no dijo que en sus redes “no visibilizaba las causas sociales integradas en el recinto”, por lo que tuvimos que hacer ese perfil. También les comentamos que este folleto -nos enseña el folleto- lo podían dar junto a las pulseras del festival o que pusieran carteles en recinto para visibilizar donde estaría el punto morado ¿viste tu algún cartel?. Nosotras teníamos nuestro espacio y de ese espacio no podíamos movernos. A ver, soy educadora social se lo que es hacer una campaña de concienciación y prevención contra agresiones y esas no son las formas.      Si no te coordinas con el festival, para que el propio festival también le de visibilidad, no lo ve la gente. Y si no ves que estamos en contra de las agresiones como comunidad…poco se  puden cambiar las cosas .Aun así dijimos venga vale… ya haremos fuera del recinto otras cosas. Y como no daban visibilidad a la campaña en estos aspectos decidimos hacer el perfil de Facebook. Para que las mujeres que vayan al festival sepan que estamos allí para ayudarlas . En “teoría” se sintieron ofendidos por una publicación que hicimos de un periódico. Trataba sobre la ley de igualdad y como los festivales que vienen subvencionados por entidades públicas no la respetan (ni siquiera es el caso de Viña Rock). Nos llamó el jefe de contratación súper indignado, preguntando que había pasado.  Y nosotras en ningún momentos los hemos atacado ni mucho menos. Despues de eso empezaron a ignorar nuestros correos y a quince días del inicio del festival nos soltaron eso de que “ por las continuas faltas de respeto que estábamos teniendo decidían romper colaboración con nosotras” Encima tienes que aguantar que digan que somos nosotras las de las continuas faltas de respeto… Creemos que todo esto vino por presiones externas no por nuestras actuaciones. Fuimos muy respetuosas. Aun así, seguimos con esto por las donaciones que la gente había hecho y pedimos el permiso para establecernos fuera y nos lo denegaron la primera vez.

Al tener esta mala experiencia con el ViñaRock, cabe la posibilidad de que la referencia que tengan sobre vosotras no sea positiva. ¿Crees que esto puede influiros negativamente de cara a otros festivales?

Puede ser, no lo sé. ¿Qué hago entonces? ¿Lo dejo aquí? Ellos tienen más poder que nosotras. Pero lo intentaremos a mayor o menor escala, aunque en Viñarock estaremos fuera en la próxima edición.

Centrándonos en el Viña Rock, aunque FemiRockers no estuviese en el Festival, sí hubo un espacio que cubría las necesidades planteadas por vuestro colectivo. ¿Podemos decir que en cierta manera se cumplió el objetivo de hacer que este festival representase a la mujer? Si esto es así, tenemos entendido que vosotras montasteis una carpa fuera del recinto. ¿Por qué y cómo os fue?

Yo no creo que se haya hecho nada de lo que planteábamos alli. La ‘Asociación Arma’ lo único que hizo fue visualizar su asociación, pero no hablaron de violencia simbólica, de gestión cultural más igualitaria ,no hicieron ningún debate… yo no veo cumplido los objetivos. Y luego tampoco hubo verdadero protocolos de actuación ante agresiones machistas, y nosotras teníamos uno. En la prensa de Villarrobledo lo vimos claro después.

Y por otro lado, con los recursos no nos fue mal del todo . La verdad es que se nos vio más que si hubiéramos estado dentro. Porque nos pusimos en todo el paseo de la rotonda, y ahí se nos veía. La gente se acercaba y nos conocía. Las chicas hablaban con nosotras, muy bien.

Actualmente, los festivales están de moda. CLM posee gran número de estos eventos y sin embargo el número de mujeres sigue siendo bastante reducido. ¿A qué crees que se debe esto? ¿A caso no hay mujeres que se dediquen a la música?

Yo creo que es una cuestión más cultural y educativa, quiero decir, a los niños se les educa más hacia lo público, entendido más como a lo social.  A las niñas más a lo privado… no se si me explico. Yo por ejemplo cuando empecé a hacer activismo feminista, me costaba mucho hablar. Y es por esto. Luego la música es un campo de hombres, dentro de la música las mujeres  desarrollamos otro rol y también seguimos topando con el techo de cristal Yo empecé a tocar la guitarra cuando era pequeña y no me sentía cómoda, que no estoy diciendo que no lo puedas hacer, pero al final el contexto es el contexto. Pienso que todo es educacional y que todavía tenemos que enfrentar muchas dinámicas que sigue ahí . Luego si hay grupos de mujeres, pero nunca o pocas veces llegas a ser famosos porque no vende lo mismo una banda femenina que masculina. La industria sigue haciendo mucho daño.

¿A qué crees que se debe el  incumplimiento sistemático de la Ley de Igualdad por parte de las Instituciones al subvencionar este tipo de eventos sin llevar a cabo ninguna medida para corregir la inaceptable brecha de género?

Ufff, pues a muchas cosas. La ley de igualdad es que no se cumple, en este tema no se cumple. Encima los presupuestos cada vez son más limitados , y luego claro es más fácil programar todo tíos que tías. Y a mi colega del festival Steppas In Tha Guetto, le está costando un montón encontrar creadoras y más dentro del hip-hop. Yo no te digo que sea fácil encontrar tías que hagan esto, pero hay que intentarlo. Hay que intentar visibilizar a la mujer, para tener así referentes y que  otras mujeres se animen. También hace falta organizadoras feministas.

¿Qué festival castellano manchego crees que es el que más apoya la igualdad en la música?

Pues ahí me has pillado –risas- Bueno pues Steppas In Tha Guetto. Porque además ha salido de una mujer,  ha salido de ella de Diandra.

A medio o largo plazo ¿crees que habrá festivales en España con el 50% de mujeres y el 50% de hombres en el escenario?

Si se empieza a trabajar sí. Si al final esto queda en papel mojado pues no. Yo sé que es difícil programar a mujeres, pero hay que intentarlo. Las cuotas de programación de mujeres están subiendo poco a poco. Parece que el tema parece empezar a cuajar.  No digo que sea un 50% y 50% ya, pero poco a poco  se puede conseguir un mayor equilibrio. Así podría funcionar.

Tres palabras que describan a Femirockers. 

Reivindicación del espacio femenino.

 

10.jpgfemirrockers.jpg

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.