Shinova: “la música es una manera de expresarnos”

Anochecía es Esquivias (Toledo), tras, aproximadamente, tres horas de prueba de sonido para la que sería, posteriormente, su actuación en el QuijoRock 2017. Nos adentramos en las profundidades del Patio de la Casa Cultura hasta llegar a unos vestuarios que esa noche cumplían la función de camerinos, el suyo, el de los chicos de Shinova con los que nos reuniríamos. Una sauna improvisada en una habitación diminuta para paliar el ruido exterior dado que las pruebas de sonido de Julieta 21 y Rojo 5 debían realizarse antes de comenzar el show.  Con un calor que no está pagado y algún refrigerio merecido nos recibían Gabriel, Joshua (Frouff), Dani, Erlantz y Ander.

Nacidos todos en el País Vasco menos su vocalista que vino al mundo en la isla de Tenerife y con edades comprendidas entre los 21 y los 35 años, sin ser esto relevante, les gusta la música, tocar la guitarra o la batería y el cine reconociendo que, “en los tiempos que corren, es más fácil odiar, sobre todo a la gente que hace daño aunque intentan no hacerlo”. De niños soñaban con vivir algo parecido al momento por el que están pasando ahora menos Joshua que tenía sueños recurrentes con Freddie Krueguer. Actualmente, viven por y para la música y, entre sus álbumes predilectos encontramos Nine Lives de Aerosmith o Wish You Were Here de Pink Floyd destacando como artistas a David Bowie, Freddie Mercury, Krusty el Payaso de la famosa serie “Los Simpson” o Rick Sánchez de la serie norteamericana de animación para adultos “Rick and Morty”.

El nombre de Shinova es un juego de palabras entre chi -energía- y nova -nueva-, que da como resultado “nueva energía” y se creó después de que Ander y Gabriel se conocieran en unos locales de ensayo. Si bien es cierto que la banda ha pasado por diferentes formaciones hasta unirse los cinco que la componen actualmente, ahora mismo, sí se ven como un grupo fijo por lo difícil que es estar en el mundo de la música y compaginar trabajos, familia o estudios. Cuando les preguntamos el por qué decidieron adentrarse en esta aventura, Gabriel, vocalista del grupo, respondió claro Pasión pura y dura. Es una manera de expresarnos. Creo que es una manera bella, bonita de decir al mundo lo que queremos decir y un poquito también decirle a la gente cómo somos como personas y como banda”

Cuando les preguntamos si les está costando hacerse un hueco en el mundo de la música, Dani reconoce que “seguimos intentándolo”. En cambio Ander reconoce que ese hueco debe hacerse de forma continua y que no es una lucha contra nadie tampoco pero es mucho trabajo y mucha dedicación”. Peleando por intentar vivir de la música, admiten que “hemos llegado a un punto en el que no podemos dejar la música porque al final se ha convertido en un trabajo también y nuestros otros trabajos también siguen” aunque “se podría decir que estamos en el punto ese de transición. Un punto de inflexión en el que ya tienes que decir que no al trabajo, tienes que dedicar mucha parte de tu tiempo al grupo”. Un punto complicado en el que la banda tiene que empezar a dejar trabajos o a la familia en casa para  poder dedicarse en cuerpo y alma a la música. 

IMG_9992
Gabriel, vocalista de Shinova

En cuando a que el Gobierno promueva la música tienen claro que no. Sin embargo, “yo cada vez noto que hay más nivel y hay más bandas interesantes sobre todo cantando en castellano que ahí sí que vemos un cambio grande. Cada vez hay mejores propuestas” nos cuenta Ander. Además, Gabriel recalca “es tremendo que, a pesar de que las instituciones no son apoyos extremadamente fuertes o sustanciosos, siguen saliendo chavales y chavalas que tocan con una pasión increíble y flipante y yo creo que eso es de las propias personas, de esa necesidad de expresarnos”.  

A la hora de explicar su sonido Erlantz reconoce que “esta pregunta es la más complicada de todas“, “shonova” bromea Ander y Joshua remarca “sonido Shinova“. “Fuera bromas, queremos creer o nos gustaría pensar que sí hemos llegado a un punto muy personal, incluso, que puede variar el sonido en sí y seguimos sonando a nosotros” confiesa Gabriel. Sin embargo, Dani es claro “un sonido que se convierte un poco más agresivo y eléctrico en directo y es un poco más comedido y para todos los públicos en disco“. 

IMG_9980
Dani, guitarrista de Shinova

Su proceso creativo explican que depende de cada disco porque cada uno lleva su procedimiento. Nos confiesan que ya han empezado a trabajar en los temas de que será su próximo LP aunque aún falte tiempo hasta que salga. Nuestro anterior trabajo Volver sí que venía más con estructuras detrás y cambiábamos todo y Erlantz se mosqueaba e insultaba -risas- y después ya lo poníamos en común con toda la banda, lo llevábamos al bajo, Dani los arreglos que se curra y es un genio o Frouff la pegada que tiene… todo eso hacía que la canción tuviera la personalidad de la banda” explica Gabriel.  

Asimismo, mientras que los primeros trabajos de Shinova se movían más entre el metal melódico, “Volver” posee otro tipo de sonoridad con matices entre el rock, el indie e incluso el pop. Respecto a este tema explican que “Lo entendemos como un proceso natural hacia un sonido que nos gusta más o nos gusta menos en determinados momentos y entendemos el sonido o el estilo como una forma de vestir la canción. Estamos en un punto que nos apetecía esto desde hace dos discos y ha habido cambios de formación y demás y creas que no pues los cambios van cogiendo su rumbo natural. No es algo premeditado de ahora vamos a hacer esto porque nos vamos a hacer millonarios” remarca Ander. Además, señalan que a la hora de grabar Ana y El Artista Temerario únicamente fueron tres: Ander, Erlantz  y Gabriel.

Entramos con la necesidad de grabar un disco que nos enamorara a nosotros y de lo que sentirnos orgullosos pensando en un tiempo futuro. Con la cachaba que se dice allí de poder mostrarle a tus nietos ¡Mira, esto lo hice yo! y estar orgullosos. Era lo único que necesitábamos” reconoce el vocalista. De igual manera, resaltan la importancia de elegir un buen estudio de grabación porque al final todo influye en el resultado. En el caso de Shinova han grabado sus dos últimos discos en Aranda de Duero, en el Estudio Neo Music Box bajo los mandos de José Caballero para el que únicamente tienen buenas palabras: “José es una persona muy clara. Te reconoce muy bien y a nosotros esa personalidad nos sedujo y nos sigue seduciendo porque seguimos currando con él”. 

IMG_9978
Joshua, Batería de Shinova

A la hora de hablar sobre Sesiones Frente a Frente, el título de su último EP, publicado en mayo de 2017 y en el que colaboran Sean Frutos de Second, Depedro, Shuarma de Elefantes y Rozalén nos confiesan que eran “fans a muerte y descubrir que, además de artistas especiales, son únicos, con una personalidad tremenda, son personas extraordinarias” y reconocen que han cumplido un sueño o, al menos, “hemos hecho algo bonito para recordar el resto de nuestra vida“. 

Y seguimos con el último EP porque a raíz de publicarlo y coincidiendo este año en el XX Aniversario del Festival Sonorama Ribera el grupo vasco sorprendió a todos los asistentes cuando en su tema Volver” apareció la artista manchega Rozalén sobre el escenario. Al preguntarles por este momento todos los tienen claro “sin palabras, fue mágico” y es que Gabriel describe a la albaceteña como “una de las mejores personas que nos hemos encontrado por el camino en esta gira. Una calidad humana increíble, una calidad artística irrepetible. Es muy joven y ha hecho una carrera que muchos quisieran y lo que le queda“. Curiosamente, mientras nos contaban esto, sonaba de fondo la prueba de sonido de otro albaceteño -éste desde Almansa- José Pérez, conocido musicalmente como Julieta 21. 

Volviendo al Sonorama Ribera, recalcan sus actuaciones en él como puntos de inflexión. Un lugar en el que vieron como las puertas se abrían en la Plaza del Trigo el pasado año y en el escenario principal este año al que les llevó la gente. Además, reconocen que es en los directos donde el quinteto se encuentra más cómodo y si tuviesen que elegir una canción para disfrutarla en el concierto sería “A 30 Metros” porque es cuando más conectan con la gente aunque en estos momentos “Para Cambiar el Mundo”, “Viajero” o “Volver” son algunas de sus letras con las que se sienten más identificados por lo que significan. Pero si hay algo que destaque realmente en Shinova además de la pasión, energía y constancia por lo que hacen es, sin duda, la voz de Gabri. “Es el elemento que une todos los discos, el sonido cambia” reconoce su hermano. 

Explicábamos al comienzo de la entrevista que esa noche, el grupo tocaría en el QuijoRock así que, aprovechando su estancia en La Mancha, les preguntamos que qué significaba para ellos poder tocar en la tierra de Don Quijote a lo que Ander comentó que era “un honor, es el festival al que venía Cervantes” -risas- y Gabriel reafirmaba  que, “realmente es un honor, además que conocemos a la gente que lo organiza, es gente que lo ha hecho con todo el cariño y para nosotros un honor, un placer estar aquí“. Y después de verlos en directo podemos afirmar que el placer fue nuestro y de todos los asistentes.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *