Kike Calzada: “Cada vez que hay una cascadita se ven espumas y aceites flotando en el Tajo”

Entrevistas en podcast
El cantautor toledano Kike Calzada protagoniza la nueva entrevista en podcast de Compact Cheese. Éste músico de amplia trayectoria en diversas bandas, lleva dos discos a sus espaldas con su propio proyecto y ya está preparando su próximo trabajo. Además, es un artista comprometido con los movimientos sociales y culturales de su ciudad, Toledo, y también utiliza la música para concienciar sobre la contaminación en el río Tajo.

El pasado 22 de diciembre se celebró una fiesta muy especial en Toledo. La Lambrera celebraba sus primeros seis meses de vida con una fiesta de inauguración a la que asistieron A.Z. Phadrig, Kike San y Kike Calzada. El cantautor, que también actuó el pasado 20 de enero en el Buitfest de Toledo, atendió a Compact Cheese dentro de aquel espacio para desarrollar la creatividad. Allí la inspiración se respira en el aire, tanto, que contagió al toledano para hacer un regalo muy especial a los cheesers que se puede escuchar al final de esta nueva entrevista en podcast.

En esa entrevista, Calzada adelantó alguna pista de su próximo trabajo. Ya está pensando “en una historia distinta a El Hombre sin Hombros y Coloreados. Dado su perfil “cinéfilo”, intenta que sus discos suenen a una película, transmitiendo un rollo de “imágenes y perspectivas que tengan una lógica en conjunto”. Por ahora, la publicación de su nuevo trabajo tendrá que esperar porque tiene “demasiadas canciones” y quiere “ordenarlas bien”.

Kike Calzada en La Lambrera

Como historiador del arte, este creador de canciones tiene una visión amplia del valor social de la producción artística y cultural. En ese sentido, Calzada piensa que, a veces, las instituciones se olvidan de “apoyar las facetas artísticas actuales”, un fenómeno que también se da en una ciudad como Toledo, en la que, en su opinión, también se da esa falta de apoyo a los nuevos creadores “a pesar de vivir en una ciudad que cuide tanto de su patrimonio artístico”.

Esa inversión de las instituciones en cultura es vital, ya que, en el mundo de la música se “están muriendo todos los referentes, como Leonard Cohen y nos vamos quedando sin referentes”, advierte Calzada que destaca la importancia de “cuidar y respetar a los que están trabajando ahora y van aprendiendo paso a paso para aprender a ser Bob Dyland”.

 

Espacios para crear

“Todas las ciudades grandes hay espacios creativos para la difusión de arte que no están tan controlados por la industria”, afirma Calzada, que no quita valor al trabajo mainstream y sabe valorar que “también mola ver a un tío que se curra una historia sin tener 100.000 euros detrás”. Con el reggaeton le pasa algo parecido: “Supongo que con el reggaetón pasará, tendrá que haber una banda que haga cumbia que flipemos, pero como estamos acostumbrados a escuchar letras porno pues pensamos que todo es una mierda”.

Sea como sea, al final los artistas que viven en la periferia de las grandes industrias culturales tienen que aprender a “asar las castañas”. Hacer malabares con la vida para que todo salga adelante: la pasión, los cuidados y el bolsillo. Y, sin saber cómo, se logra el equilibrio imposible: “Cuando no sale por A, sale por B. Todos tenemos que vivir”. .

Para no perder “verticalidad”, Kike Calzada compagina su trabajo musical con “algunos trabajos pasajeros”, como figurante en varias series de televisión, entre ellas Águila Roja, Carlos V e Isabel. También ha trabajado en un archivo, siempre con “un colchón” en casa de sus padres donde vive, que le permite hacer ese juego de malabares.

Una canción para el Tajo

Junto a esa perspectiva de la cultura y su importancia social, Kike Calzada, como toledano y ciudadano concienciado por la protección de la naturaleza, le duele la situación actual en la que se encuentra el río Tajo, que baña las orillas de la capital provincial con agua llena de contaminación, por no hablar de los continuos trasvases que secan el río en su cabecera.

En la Ermita de la Virgen de la Cabeza grabaron el videoclip “Salvando la especie”. Será el primero de la serie ” On the river side”. La idea consiste en “hacer vídeos en directo con todas las canciones de Coloreados” con ese nombre. El objetivo es “reivindicar el uso del río en esta ciudad”.

Un detalle del río Tajo y su biodiversidad en Toledo el pasado mes de diciembre

Kike Calzada no puede obviar que “cada vez que hay una cascadita se ven espumas, aceites flotando”. Una imagen que contrasta con la que tiene grabada en su memoria, y en la de muchos niños de Toledo que recuerdan a sus abuelos “bañándose en la orilla del río”. Unos recuerdos alegres que ahora le llenan de tristeza por la sensación de “no poder hacer nada por ello”, al menos, “visibilizar” la delicada situación del río Tajo con estos vídeos.

 

Creo que no vale con decirlo. Hay que hacerlo. Por eso quisimos reivindicar al Ayuntamiento y a a la Confederación que el río está asqueroso. Tenemos que salir a la calle y dar un puñetazo en la mesa. Todos barremos para nuestra casa, pero hay que tener cuidado con el agua porque es importantísima. Deberíamos cuidarla porque es un bien escaso. Si ella no seríamos nada y en casa. Supongo que habrá muchas empresas a las que les sale más barato echar al agua al río que pagar una multa.

Kike Calzada

Próximos proyectos

La agenda de conciertos de Kike Calzada está en constante movimiento. Tan pronto está colaborando con la inauguración de nuevos espacios culturales como La Lambrera, como está participando en las fiestas navideñas de un barrio o girando por alguna de las salas de España.

“En Cuenca y Ciudad Real suenan campanadas siempre. Y en Toledo y Madrid que los tengo cerquita”, avisa Calzada. Sevilla, Santander o el Principado de Asturias son otros destinos en los que se le podría escuchar pronto. De momento esta centrado en las canciones para el próximo disco, terminando la Gira de Colores para “terminarla como Dios manda”.

Kike Calzada jugando con la armónica y la guitarra en La Lambrera

Coloreando escenarios ha llegado a “sitios en los que no había estado”. Pero el final de esta gira, o el comienzo de la siguiente, merecen una celebración especial: “Siempre estuve hablando con el director del Teatro Rojas para hacer una historia guay con muchos músicos y muchas cosas”, adelanta. Kalzada tiene un guión escrito y una idea en mente que quiere hacer realidad pronto.

Siempre ha pensado que en el toledano Teatro Rojas “hay que terminar o estrenar un disco”. La fecha aún no está clara. El nombre del nuevo disco tampoco, aunque sí el cantautor sí tiene “sensaciones”. Pronto desvelará todas esas incognitas y, como siempre, en Compact Cheese estaremos ahí para contarlas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.