La electrónica extremeña tiene nombre propio: FÔNAL

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Hace unos días, -concretamente el viernes 16 de marzo- los integrantes del grupo Fônal estuvieron en Cuenca presentando su tercer trabajo, Volando en Olivença. Por ello no quisimos desaprovechar la oportunidad para entrevistarles y saber un poquito más de la banda.

Inma González, Alfonso Búrdalo y Rubio Salas conforman uno de los tridentes electrónicos más consolidados de la escena musical extremeña. Con estudios que parten desde la arquitectura técnica e historia hasta la ingeniería informática, les gusta todo lo relacionado con el arte, les apasionan las personas originales y no compatibilizan con eso los tributos. De niños soñaban con escribir una novela, ser actor y con tocar la guitarra y si no se dedicasen a la música serían aparejadora, profesor en una institución pública y productor.

Si tuvieran que quedarse con un disco, escuchamos Actually de Pet Shop Boys y Ok Computer de Radiohead. ¿Una canción? A Red Letter Day” de Pet Shop Boys, “Sally Cinnamon” de Stone Roses o cualquier tema de Nirvana. Entre sus artistas dicen Rose Murphy y Billy Corgan.

Una antesala que predice y nos da información de lo que nos podremos encontrar a continuación.

Cuando les preguntamos cuándo y cómo nace Fônal, la vocalista del grupo dice: “Alfonso tenía anteriormente una banda -y la sigue teniendo- y había algunas canciones que no pegaban del todo con el grupo. Entonces le dije ¿por qué no te montas un proyecto tú sólo? Y ¿cómo se llamaría?… Y Al-fon-so, Al- fon, no, Fo-nal. Entonces en principio le dije que era para él, que se hiciera sus canciones y eso. Pero después me metió a mí por medio y me dijo hazme un coro por aquí, tal… Va, ponte por aquí en el medio del escenario, hace falta una guitarra y entonces dijo: Juan, Rubio. Y mira, Juan se puso a un lado, yo en el medio y Alfonso al otro lado. Además nos conocemos por la música desde hace 10 años aproximadamente”.

Según algunos medios, definen a Fônal como a un grupo que se mueve entre synthpop, electrónica, indie electrónico o dream pop, toda una mezcla de estilos, ya que beben de referencias muy dispares. Alfonso dice sobre esto: “nosotros dejamos que cada uno aporte su estilo aunque no sean los nuestros de siempre. De repente Rubio saca su lado más rockero, con sus guitarras tan potentes; Inma es la de electrónica de toda la vida y yo soy más del rollo indie, de la música folk, de las acústicas… Y de esa mezcla pues se obtiene el sonido Fônal. Por eso, no hay influencias de nada sino los aportes de cada uno. Bases electrónicas, voces a dos muy suaves y sonidos cañeros de guitarra de Rubio. Esto es lo que hacemos, Fonalizar el mundo”.

Rubio Salas -guitarra- durante la entrevista.

En octubre de 2015 publican su primer EP titulado Convénceme, que incluye cinco temas, entre ellos el más conocido, “Tormenta Eléctrica”, un primer trabajo del que Rubio comenta: “a mí me encantó. Para mi supuso la primera vez que metía unas guitarras eléctricas en unas bases electrónicas, era algo que siempre había querido hacer y me surgió la oportunidad cuando me lo propusieron ellos. Fue algo que me gustó mucho”.

Con este EP empezaron a asistir a multitud de festivales, salas de conciertos, programas de radio y a actuar en países vecinos como Portugal. Algo que Inma recuerda con mucho cariño: “fue una experiencia nueva y única. Fue el inicio de todo. El tocar, el cantar, el estar en un escenario, para mí fue súper emocionante. El primer grupo de mi vida, vamos qué puedo decir, claro… Ellos llevan toda la vida, -con otras formaciones- pero para mí era algo nuevo y fue muy pasional. También la respuesta del público es muy bonita porque a veces puedes empezar un proyecto que a ti te encanta pero luego a nadie le gusta, o no te comprenden… Y Fônal, pienso que como es más instantáneo, a la gente le acaba llegando porque mueves el pie y eso conlleva al resto del cuerpo, algo inmediato. Eso lo percibe uno mismo desde el escenario y si la gente de enfrente está bailando -aunque no se sepa la canción- pero la están disfrutando, pues nos da la sensación de que estás transmitiendo algo bueno. Estás emocionando al que está enfrente, entonces eso a uno mismo le hace crecerse y es algo único”.

Además, en 2015, su video “Tormenta Eléctrica” es galardonado como mejor trabajo audiovisual nacional en los Premios Pop Eye y en 2016 reciben el premio nacional y el premio a mejor grupo extremeño en el mismo certamen, algo que el trío musical recuerda entre risas. “Lo de los premios fue muy divertido porque nos dieron el premio a mejor videoclip y nosotros habíamos tenido proyectos anteriores donde habíamos realizado videoclips y al principio los haces tú sólo, pero luego piensas, si es que no tengo ni idea… Llevo viendo películas toda la vida, pero no es lo mismo verlas que hacerlas, producirlas, dirigirlas, ¿no? … Entonces cuando empezamos en Fônal -como era algo que no nos estábamos tomando enserio, sino que era un grupo para pasárnoslo bien-, dijimos oye, pues el videoclip lo hacemos nosotros. Y lo grabamos con todos nuestros amigos, en la terraza de casa, ahí de cachondeo… y van y nos dan ese premio… A los amigos que hacían cine les tuvimos que pedir perdón y todo quedó ahí… Lo que sí que se percibía y se percibe en el vídeo es que la gente se lo estaba pasando muy bien. A cada uno de nuestros amigos les íbamos haciendo un plano, ellos se sentían parte de la Tormenta Eléctrica y se lo pasaron en grande. En verdad se ve que no son actores, son amigos pasándoselo bien. El vídeo quedó de esa manera y es el que mejor nos está funcionando por las redes sociales. Por tanto, como fue nuestra primera canción, es muy especial y es la que más llega a la gente, por lo menos de forma instantánea e inmediata. Es muy pegadiza. Yo creo que esa canción fue la que nos hizo hacer el grupo y fue el primer tema en el que Juan metió guitarras”.

Así, el año pasado sacaron su segundo EP, No has cambiado, que prorroga la estela de su línea musical. Según Inma: “este EP fue la continuación. Es muy complicado seguir haciendo canciones pegadizas, bailables y que a ti y a la gente le guste. Es más difícil hacer una canción divertida y pegadiza que una triste. Con este trabajo queríamos seguir la línea del primero y continuar con el proyecto”.

Alfonso Búrdalo durante la entrevista.

Tras un año de conciertos, actualmente están de estreno porque hace poco más de un mes han publicado su tercer disco, Volando en Olivença, un EP más minimalista que los anteriores, un calificativo que el guitarra nos explica así: “si una canción antes tenía dos sintetizadores, un bajo, una percusión muy enrevesada… pues ahora hemos vaciado de eso. Quizá es un disco más directo porque las canciones están más sencillas, más crudas”.

Jorge Quesada les ha grabado y masterizado todos sus discos, un profesional que les conoce de proyectos anteriores y con el que tienen muy buena sintonía. Según Alfonso: “grabamos con él porque además es amigo. Ya nos conoce y sabe qué y cómo queremos hacer las cosas. Se dedica sobre todo de masterizar”.

Al mismo tiempo, el encargado de poner las bases sobre el escenario continúa diciendo: “yo he solido llevar parte de la producción de los discos anteriores, pero en éste hemos aportado más los tres y por eso pienso que nos creemos más este último. Es un disco más serio porque hemos aprendido a hacer las bases bien, a hacerlo más profesional, con menos arreglos, más desnudo… Una cajina de ritmos, un bajo pequeño, las guitarras y las voces”.

Admiten dar jerarquía a las redes sociales porque “como no lo hagas, parece que no existes”, como bien define Inma: “es muy triste pero es así. Hay veces que no tienes apenas tiempo, pero tienes que sacarlo porque debes estar activo y generar sensaciones mientras estés vivo en Facebook. A lo mejor tus amigos, familiares o compañeros de trabajo sí que saben que vas a dar un concierto, pero los demás no. Por eso las redes son un buen escaparate para informar de tus novedades, pero a veces no se tratan como deberían. Para los grupos las redes son una herramienta muy válida, informas de manera rápida, fácil y barata”.

Reconocen que su “Tormenta Eléctrica” es el tema que más alegrías les ha dado y la canción que más disfrutan sobre el escenario. Así lo demostraron en la Sala Directo Cuenca el pasado 16 de marzo con el inicio de esta gira. Según dice el guitarrista Rubio: “tenemos mucha expectación porque traemos canciones nuevas, como Fônal… Yo vivo en Olivença -el Gibraltar portugués-  y la fórmula de la música que hacemos te permite trabajar mucho a distancia… Sin embargo los últimos retoques hay que hacerlos y hemos estado tocando las canciones nuevas hace poco… Entonces son los temas que más ilusión tienes ahora por tocar y estamos expectantes por esta nueva etapa”.

Antes de acabar con este encuentro, al Fônal del futuro le dirían lo siguiente: “que siga el camino que ha llevado hasta ahora. Despacito, pero con buena letra. Que seamos constantes. Año nuevo, disco nuevo y siempre estamos dándole la vuelta a las cosas, intentando crear y meter nuevos temas,… Queremos seguir teniendo ganas de incordiarnos y de tener inquietudes. Lo que sí procuramos es no tocar muchas versiones, eso sí”.

Por último, ven la industria como algo necesario pero con dos latitudes contrapuestas. “La cara A es que hoy en día hay muchas bandas, cada vez se reinventa la gente y te encuentras a un grupo que te sorprende muchísimo. La cara B es que en España no se valora el oficio de músico”, manifiesta Inma.

Eclecticismo, positivismo y música que cose las venas de l@s cortavenas: así es Fônal, un grupo diferente que transmite energía e ímpetu allá por donde pasa.

Publicidad